Los valores españoles con menos apuestas a la baja

Cuanto peor, mejor. Esta es la dinámica de las posiciones cortas en la Bolsa. Los inversores que adoptan posiciones bajistas en un valor apuestan a que este tendrá un mal comportamiento en el parqué y buscan beneficiarse con esa caída. De esta forma, las empresas con más posiciones cortas son en las que más inversores creen que podrían darse descensos en los próximos meses. Y a la inversa, en un entorno volátil como el que viven ahora los mercados con tantas citas relevantes a la vista como la reunión del BCE o las elecciones griegas, aquellas compañías con menos apuestas a la baja se presentan como valores atractivos para los inversores.

Según los datos recogidos en el informe anual de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), las empresas donde más han bajado las posiciones cortas declaradas por los inversores en 2014 son Indra (del 6,22% de su capital al 2,61% el año pasado), Acerinox (del 4,96% al 2,14%), FCC (del 1,82% al 0,25%) y Acciona (del 3,8% al 2,31%).

Hay ocho compañías españolas, según el informe anual de mercados de la CNMV, donde no había declarada ninguna posición corta a cierre del año pasado. Son Amper, Atresmedia, CaixaBank, Santander, Duro Felguera, Iberrola, Nicolás Correa y Realia. La evolución de las posiciones cortas en la banca muestra, por lo general, una mayor confianza de los inversores en el sector.

En 2014 las empresas en las que más aumentaron las posiciones cortas fueron Abenga (6,52%), OHL (3,8%), Viscofan (3,17%), Repsol (1,78%), Dia (1,68%) y Telefónica (1,58%). El año pasado, Abengoa se desplomó en Bolsa por las dudas de los inversores sobre el cómputo de la deuda de la compañía. Fueron dos sesiones de pánico vendedor en la compañía española en noviembre, ya que la sesión posterior a la publicación de las cuentas empresariales, los títulos de Abengoa cayeron un 18,2% y al día siguiente bajaron otro 36,6%. La empresa es, con diferencia, la compañía del Ibex con más posiciones cortas, ya que estas ascienden a un 7,96% de su capital social, frente al 1,44% que representaba el año pasado.Fuera del selectivo, la empresa con más posiciones bajistas es Melia Hotels (un 12,2% de su capital).

Comparten el podio de empresas donde más han aumentado aquellos  inversores que apuestan a la baja, que invierten confiados en su caída, OHL, donde las posiciones cortas pasan del 1,1% de su capital el año anterior al 4,91% en 2014 y Viscofan, compañía que abandonó el Ibex en diciembre, donde las posiciones cortas crecieron del 1,03% al 4,2% de su capital social.

Repsol, donde no había posiciones bajistas declaradas en 2013, es la siguiente en la lista de empresas donde más han aumentado estas apuestas a la baja de los inversores, que representan un 1,78% de su capital social. Le sigue Dia, paradójicamente también una de las compañías españolas más recomendadas por los analistas, pero que a la vez presenta posiciones cortas que representan un 1,88% de su capital. También aumentaron en 2014 las posiciones cortas declaradas en Telefónica, al pasar de apenas el 0,2% de su capital social en 2013 al 1,78% este año. Al margen de la varación de las posiciones cortas, las empresas con más posiciones bajistas son Meliá Hoteles (un 12,20% de su capital ), Abengoa (7,96%), OHL (4,91%), Viscofan (4,20%) y BME (3,95%).

El año pasado, el regulador de los mercados recibió de 3.091 comunicaciones de posiciones cortas netas, equivalentes a una media de 11,8 comunicaciones al día, frente a las 1.971 en 2013, con una media diaria de 7,7. En conjunto, todas las posiciones netas declaradas a final del año pasado sobre empresas españolas representaban un 0,601% del capital social de las compañías, por encima del 0,365% de finales del año anterior.

Fuente: http://com.cincodias.feedsportal.com/c/33500/f/624600/s/4278f37b/sc/36/l/0Lcincodias0N0Ccincodias0C20A150C0A10C190Cmercados0C14216681490I80A1720A0Bhtml/story01.htm