Las cotizadas que más lastre de deuda logran soltar

Continúa el proceso de desapalancamiento de las grandes empresas españolas. En el pasado ejercicio, las compañías no financieras que integran el Ibex redujeron su volumen de deuda otro 10,96%, hasta situarse en los 165.890 millones de euros. “Después del fuerte desapalancamiento efectuado en ejercicios anteriores, las empresas del índice español mantienen unos niveles de deuda más asumibles o, al menos, más sostenibles con la generación de su negocio. No obstante, en la actualidad la mejora de las condiciones de financiación ha supuesto un alivio para muchas empresas que se veían asfixiadas por sus elevados ratios de endeudamiento”, afirma Fernando Hernández, director de gestión de Inversis Banco.

El pasado año, Repsol fue la compañía que consiguió soltar mayor lastre, al recortar su deuda financiera neta en 2.074 millones de euros, un 27,91%, gracias a la venta de GNL (el negocio de gas natural licuado) a Shell. A finales del pasado mes de diciembre, sin incluir Gas Natural, esta ascendía a 5.358 millones de euros.

Por su parte, ArcelorMittal rebajó su deuda desde los 15.901 millones a los 11.743 millones de euros, un 26,15%, mientras que FCC y Gamesa la redujeron en más de un 15%.

En cuanto a los mayores incrementos, Ebro registró un alza del 37,9%, como consecuencia de la inversión en una fábrica en la India y de la compra del 25% de Riso Scotti y la de Olivieri.

La constructora OHL también aumentó su deuda en un 32,02%, debido a las emisiones de bonos convertibles y a la operación de compra de una parte de Abertis, financiada con deuda.

En tercer lugar, la deuda neta de Viscofan creció un 30,77% por las fuertes inversiones realizadas dentro de su plan de expansión en mercados emergentes, entre ellas el incremento de la capacidad en China o una nueva planta en Uruguay.

Aun así, el fabricante de envolturas celulósicas mantiene un ratio de endeudamiento “muy bajo, en torno a 0,5 veces el Ebitda, que permite crecer y mejorar ligeramente la remuneración al accionista”, a juicio de Renta 4.

Telefónica e Iberdrola siguen ocupando las dos primeras plazas entre las compañías más endeudadas, con 45.381 millones y 28.053 millones de euros, respectivamente.

Ambas compañías, no obstante, contemplan dentro de su estrategia aligerar esta carga. De momento, en el pasado ejercicio la operadora disminuyó su deuda financiera neta en un 11,47% y la eléctrica en un 7,49%.

Para este año, Telefónica se ha marcado como objetivo que se sitúe por debajo de los 43.000 millones de euros. En 2013, la teleco aumentó la vida media de su deuda a siete años, frente a una duración de 6,75 años con que contaba el pasado mes de marzo. Además, los costes de financiación bajaron desde el 5,37% de 2012 hasta el 5,34% el año pasado.

La eléctrica que preside José Ignacio Sánchez Galán, por su parte, se ha marcado dentro de su nuevo plan estratégico 2014/2016 rebajar su deuda financiera neta en más de 3.000 millones de euros, hasta los 25.000 millones de euros.

Algunos expertos consideran que a partir de ahora el ritmo se va a moderar. “El proceso de desapalancamiento financiero debiera continuar, aunque con menor intensidad. Es un paso necesario antes de que se recupere definitivamente y de forma importante la inversión”, afirman en el departamento de análisis de Banco Sabadell.

Otros analistas, sin embargo, como Fernando Hernández, opinan que “si las perspectivas de recuperación se confirman, sería interesante apostar por compañías con una estructura de deuda más agresiva. El recurso de la deuda está bien en un contexto de crecimiento de beneficios”.

Inditex, Técnicas y BME

El gigante textil Inditex, Técnicas Reunidas y Bolsas y Mercados Españoles (BME) son las compañías españolas que lucen una posición financiera más holgada al disponer de una caja neta de 5.373 millones de euros, 629 millones y 392 millones de euros, respectivamente.

En el caso de Técnicas Reunidas, Renta 4 cree que su posición neta de caja puede mejorar este año. “Podríamos ver pagos anticipados significativos que siguiesen mejorando la posición neta de caja en (resto de Argelia, Socar, conversión de Talaca en caso de que esta se confirme)”, explica la firma de análisis.

Ajuste del 7,5% en la plantilla

1,4 MILLONES

A cierre de 2013 el número de empleados de las empresas del Ibex 35 se situaba en los 1,4 millones de trabajadores, lo que supone un descenso del 7,52% respecto al mismo periodo del ejercicio anterior. Los expertos consideran que ya no existe mucho margen de reducción ya que las empresas trabajan con plantillas muy ajustadas.

TELEFÓNICA

Uno de los mayores descensos en el número de empleados lo ha registrado la operadora. Al ERE puesto en marcha por la teleco se suma la venta de Atento en la segunda mitad del ejercicio. En total, su plantilla asciende a 129.893 trabajadores.

ABERTIS

En el lado opuesto a la operadora se sitúa Abertis. La compañía de infraestructuras ha incrementado sus empleados en un 51% gracias a la integración de nueve autopistas en Brasil y tres en Chile, así como la incorporación de Hispasat. En total ha pasado a emplear a 17.123 trabajadores frente a los 11.331 que componía su plantilla en 2012.

CAIXABANK

En pleno proceso de cierre de sucursales, CaixaBank en lugar de reducir su plantilla la ha incrementado. La razón es sencilla: la integración de Banca Cívica y de Banco de Valencia.

BANKIA

Al cierre de oficinas se suma la reducción de plantilla en sus servicios centrales como parte de las condiciones impuestas a la entidad tras el rescate. En la recta final de 2013, y con el 81% de las clausuras de sucursales previstas, su plantilla se situaba en 18.250 empleados.

JAZZTEL

La operadora ha conseguido aumentar el número de empleados en un 39% hasta los 3.580 trabajadores. La apertura del call center en Guadalajara es la principal razón que justifica el aumento

Fuente: http://com.cincodias.feedsportal.com/c/33500/f/624600/s/37b100ea/sc/24/l/0Lcincodias0N0Ccincodias0C20A140C0A20C280Cmercados0C13936185570I579160A0Bhtml/story01.htm