Grecia ya tiene Gobierno: Tsipras jura su cargo como primer ministro

El líder de Syriza y vencedor de las elecciones generales de este domingo en Grecia, Alexis Tsipras, ha jurado su cargo de primer ministro ante el presidente de la República, Karolos Papulias, este lunes a las dos de la tarde (las tres, hora española), solo unas horas después de ganar los comicios.

Tsipras, de 40 años de edad -el primer ministro más joven de la historia griega-, ha acudido al palacio presidencial tras una reunión con el arzobispo de Atenas, Jerónimo, al que ha comunicado que no prestará juramento religioso. El líder de Syriza se convierte así en el primer jefe de Gobierno griego que prescinde de este ritual.

Inmediatamente después de haber prestado juramento, el nuevo primer ministro griego ha depositado una corona de flores en un monumento a las víctimas de los nazis en Atenas, un gesto sin precedentes por parte un jefe de Gobierno recién estrenado.

Nada más salir del palacio presidencial, Tsipras se dirigió al campo de tiro de Kesarianí, un ayuntamiento de la periferia de Atenas, que durante la ocupación nazi fue utilizado por los ocupantes como lugar de ejecución de los miembros de la resistencia. El 1 de mayo de 1944, cinco meses antes de que la Wehrmacht abandonase Atenas, los nazis fusilaron allí a 200 comunistas, en una de las peores matanzas del periodo de la ocupación en la capital griega.

Tsipras fue recibido en el lugar con aplausos y emoción por un grupo de descendientes de las víctimas. La sobrina de uno de los ejecutados en el antiguo campo de tiro dijo sentirse “muy emocionada”. Otro de los presentes consideró que se trata de un día histórico, antes de destacar que Alexis Tsipras acudió al monumento “justo un minuto después de haber jurado el cargo de primer ministro”.

La luz verde para la formación de Gobierno (después de que Syriza se quedase a solo dos escaños de la mayoría absoluta) fue adelantada esta mañana por el líder de la derecha nacionalista Griegos Independientes (ANEL), Panos Kammenos, quien afirmó tras reunirse con Tsipras que su formación dará el apoyo necesario para la investidura del nuevo primer ministro y que “a partir de este momento hay Gobierno” en Grecia.

ANEL es un partido de derecha nacionalista que ha adoptado una postura dura en relación a la inmigración, y que difiere de Syriza en éste y en otros aspectos sociales. Es la sexta fuerza del parlamento griego, con un 4,75 % de los votos y 13 escaños. No obstante, ha conseguido un gran tirón electoral por su rechazo a las políticas de la troika y su carácter antieuropeo. Que Tsipras pacte el Gobierno con ese partido (y no con otros más afines ideológicamente) se interpreta como una toma de posición de fuerza ante las inminentes negociaciones con la troika.

La intención es tener listo el nuevo Gobierno mañana por la tarde o a más tardar el miércoles por la mañana. La prensa helena comenta que, aunque recabe el apoyo inicial de ANEL, Tsipras tiene intención de negociar con otros grupos.

Syriza también tiene previsto en principio reunirse con el líder centrista de To Potami, Stavros Theodorakis, así como con el presidente del partido comunista KKE, Dimitris Kutsumbas, aunque aún no se han concertado las citas.

¿Quién es Panos Kammenos, líder de ANEL y socio de Tsipras?

El líder de la derecha nacionalista y euroescéptica Griegos Independientes, Panos Kammenos, que será el socio del nuevo gobierno liderado por la izquierdista Syriza, tiene una larga experiencia parlamentaria.

Partidario convencido de la derecha popular, se ha distinguido por su oposición a todo acercamiento de Grecia con Turquía en la cuestión chipriota y en las diferencias bilaterales en el mar Egeo.

Kammenos fue asimismo un opositor feroz a todo compromiso de Grecia con la República de Macedonia sobre el nombre de este país.

En inmigración, comparte la postura de línea dura hacia los inmigrantes sin papeles de Andonis Samarás, líder de Nueva Democracia.

Durante el Gobierno del socialista Yorgos Papandreu, Kammenos se convirtió en opositor feroz del primer plan de rescate de Grecia que, a su juicio, restaba al país su soberanía nacional.

Fue excluido del grupo parlamentario de Nueva Democracia -pero no del partido- por haber rechazado el voto de confianza al Gobierno de Lukás Papadimos.

Junto a otros 20 diputados de Nueva Democracia fue excluido del partido, en febrero de 2012, por haber votado en el Parlamento contra el segundo plan de rescate de Grecia.

El 24 de febrero de 2012 anunció la formación de su propio partido, los Griegos Independientes.

Syriza ganó las elecciones con una ampia ventaja sobre Nueva Democracia, quedando a solo dos escaños de la mayoría absoluta (149 escaños sobre 300 diputados). Tsipras necesita, pues, aliados para la investidura y tiene tres días para formar gabinete.

Victoria por casi 10 puntos

Tras el recuento del 99,5% de los escrutinios, Syriza obtuvo el 36,34% de los votos, lo que se traduce en 149 escaños, dos por debajo de la mayoría absoluta. Los conservadores de Nueva Democracia del hasta ahora primer ministro, Andonis Samarás, se quedaron en 27,81% (76 escaños). En el tercer lugar se situaron los neonazis de Amanecer Dorado con el 6,28% (17 escaños), seguido de To Potami, con 6,05% (17 escaños). Le siguen los comunistas, con 5,47% (15 escaños), ANEL, con 4,75% (13 escaños) y los socialdemócratas de Pasok, hasta ahora socios de en el Gobierno de Samarás, con el 4,68% (13 escaños).

En su discurso de anoche, Tsipras afirmó que “ha ganado la Europa que rechaza la austeridad”, y plantea a Europa una negociación para “buscar una solución justa para que Grecia abandone el círculo vicioso del endeudamiento”. Ni una sola alusión a abandonar el euro y a no pagar la deuda hizo Tsipras, aunque sí aseveró que “el decreto de la austeridad y la troika son cosas del pasado”.

Durante su breve discurso, dijo que es consciente de que el pueblo no le da un cheque en blanco, “sino un mandato para reorganizar el país”. Así, tendió la mano a los que no le han votado y afirmó que en estas elecciones no hay “ni vencedores ni vencidos” y que formará un Gobierno “para todos los griegos”. “Hoy perdió la Grecia de los oligarcas y de los corruptos”, dijo Tsipras, quien aseguró que “ganó la Grecia del trabajo, del esfuerzo, del conocimiento y de la cultura”.

Mensaje de Bruselas

Este lunes, Tsipras recibirá el primer mensaje de Europa, dado que se celebra una reunión de los ministros de Economía y Finanzas de la zona euro (Eurogrupo). Se prevé que este organismo inste al nuevo Ejecutivo a que cumpla los compromisos. “El mensaje que darán los ministros es que respetamos el resultado electoral y esperamos que Grecia respete sus compromisos, y nosotros respetaremos los nuestros”, ha explicado un alto funcionario del Eurogrupo.

Aunque todos los líderes europeos -incluyendo la canciller alemana, Angela Merkel, o su ministro de Economía, Wolfgang Schäuble- han dicho que la salida de Grecia del euro (el llamado Grexit) no está sobre la mesa. El presidente del Eurogrupo, Jeroen Dijsselbloem ha dejado claro que si el nuevo Gobierno heleno no respeta sus compromisos, no tendrá más ayuda de la UE.

Lo más urgente para el Eurogrupo es negociar una nueva prórroga del programa de asistencia financiera a Grecia, ya que la actual vence el 28 de febrero. Si no se acuerda una nueva extensión, Atenas quedaría el 1 de marzo sin ningún tipo de cobertura europea y no recibirá el último tramo de 1.800 millones de euros del segundo rescate. La prórroga debe ser pedida por Grecia, ya sea por el nuevo Gobierno o por el Gobierno en funciones, según las fuentes consultadas.

Fuente: http://com.cincodias.feedsportal.com/c/33500/f/624600/s/42b2eaf1/sc/11/l/0Lcincodias0N0Ccincodias0C20A150C0A10C260Cmercados0C14222582490I1248810Bhtml/story01.htm