El BBVA quiere pagar su dividendo íntegramente en efectivo a medio plazo

El presidente del Grupo BBVA, Francisco González, ha anunciado hoy que su objetivo “a medio plazo” es destinar al pago del dividendo entre el 35 y el 40 % del beneficio atribuido y remunerarlo “íntegramente en efectivo”.

En su discurso ante los accionistas en la junta general anual, celebrada hoy en Bilbao y retransmitida para la prensa en Madrid, González ha añadido que el plan es hacerlo de forma progresiva, en función de las circunstancias del mercado y regulatorias.

Pese a que uno de los puntos del orden del día de la junta es pedir permiso a los accionistas para poder pagarles el dividendo en acciones o en efectivo, el objetivo del banco es volver a hacerlo sólo en “cash” lo antes posible.

De hecho, explicó González, “el mes próximo distribuiremos 17 céntimos de euro por acción en efectivo o acciones”.

Actualmente, el dividendo de BBVA asciende a 0,42 euros por título, que, unido a la revalorización de la acción del 28,6 % en 2013, hacen que el retorno total para el accionista haya ascendido al 36,3 % “sensiblemente por encima de la media de las entidades comparables”, dijo González.

El directivo ha destacado hoy que la economía española ha salido de la recesión, sin embargo, ha alertado de que el paro, el alto endeudamiento privado, el déficit y la deuda pública son un claro riesgo para la recuperación de España.

En su opinión, los desequilibrios de la economía española son “todavía muy importantes”, pues la tasa de paro es del 26%, el endeudamiento privado casi del 260% del PIB, el déficit es “todavía demasiado alto” y la deuda pública se acerca al 100% del PIB. Para 2014, Francisco González estimó un crecimiento “positivo aunque modesto” de la economía española, en torno al 1% o un poco más.

El banquero ha pedido al Gobierno y el resto de administraciones públicas que mantengan la disciplina presupuestaria para corregir el déficit, algo que él pidió en 2005 y que “no se hizo entonces y eso nos ha acarreado una crisis si precedentes. Ahora no podemos fallar”, ha añadido.

González ha manifestado su preocupación por el problema de la corrupción en España y ha destacado la apuesta de su entidad por la creación de un “banco analógico”, lo que anticipa nuevas inversiones del grupo en proyectos relacionados con las tecnologías de la información.

Sobre el sector financiero, González ha señalado que “queda mucho por hacer” en relación con los problemas de morosidad y solvencia, aunque ya ha quedado atrás “la etapa más aguda”. BBVA contabilizó una tasa de mora del 4,6% en 2013, pero sin contabilizar su actividad inmobiliaria en España. Situó su core capital (capital principal) en el 9,8%, un nivel con el que superará “con buena nota” las próximas pruebas de stress de las comunidades comunitarias, según González.

En su opinión, los bancos afrontan ahora su transformación para adecuarse a las tecnologías de la información. Las entidades que no aborden este cambio “con decisión y acierto” están “condenadas a desaparecer”. En este escenario “llegan competidores más grandes, como Google, Faceboook y Amazon, que entrarán en nuestro sector porque generan multitud de transacciones”. Son “más ágiles y flexibles”, en relación con las “bases tecnológicas obsoletas” y con las “costosas redes comerciales” de las entidades. El presidente del BBVA comentó, sobre la compra hace unas semanas de la compañía Simple, especializada en servicios digitales vía móvil, que es “solamente la punta del iceberg que estamos construyendo”.

En un repaso a la coyuntura, el presidente del BBVA insistió en completar la reordenación de las cajas de ahorro y en la lucha contra la corrupción, “que desalienta la inversión”, para conseguir “un modelo de crecimiento “más sostenible y justo”. En este sentido, hay que “potenciar los medios disponibles por los jueces y los tribunales”, porque con esa fortaleza y con la “independencia” del poder judicial se sientan las bases de la eficiencia económica y el crecimiento.

El banco mantiene su estrategia de destinar entre el 35% y el 40% del beneficio atribuido al reparto de dividendo. En abril próximo distribuirá 17 céntimos de euro por acción, en efectivo o con el pago con títulos de la entidad.

Fuente: http://com.cincodias.feedsportal.com/c/33500/f/624600/s/382de1d1/sc/2/l/0Lcincodias0N0Ccincodias0C20A140C0A30C140Cmercados0C13947973160I6236130Bhtml/story01.htm