De Guindos: el proceso concursal no puede ser una “trituradora de empresas”

La reestructuración de la deuda de las empresas viables debe ser una alternativa posible. El FMI lo ha recomendado en su informe anual sobre España, y el ministro de Economía, Luis de Guindos, ha recogido el guante.

En una apuesta por reformas que puedan ser eficaces, y posibles, sin replantear legislaciones de gran calado, como sugería el Círculo de Economía en la presentación de las jornadas de Sitges, De Guindos defiende que se pueda modificar el proceso concursal en España. El objetivo es salvar el máximo número de empresas, y para ello es indispensable que esos concursos de acreedores no caben siendo “una trituradora de empresas”.

La losa de la deuda

El Gobierno, por tanto, según el titular de Economía, “tomará medidas en todo lo que tiene que ver con la reducción y la reestructuración de la deuda de las empresas”. El objetivo es que se salven aquellas empresas que son viables, pero que “no pueden subsistir por la losa de la deuda” y que van encaminadas, en última instancia, a una situación de autoliquidación.

“Eso hay que modificarlo porque es la peor solución para todo el mundo. Cuesta más crear una empresa que evitar que desaparezca y el proceso concursal español lleva a la liquidación de todo tipo de empresas y, por tanto, ahí hay que actuar”, ha afirmado en una entrevista en onda Cero.

Rechazo a bajar los salarios

En eso, Luis de Guindos coincide totalmente con el FMI. En cambio, el ministro considera que el Gobierno ha emprendido su propio camino, con reformas económicas de calado, y que no adoptará, de forma automática, las recetas del organismo internacional, que pasan por subir el IVA y bajar los salarios.

Sobre esa última petición, De Guindos, ha querido recordar que el FMI recomendó el pasado año que los salarios bajaran un 10 %: “Evidentemente eso no era posible, no se realizó y se olvidaron de ello”.

Pero la ley concursal comienza a ser una petición general. El presidente del Círculo de Economía, Antón Costas, se refiere a ello en sus últimas intervenciones públicas. “El concurso no puede ser el tanatorio de las empresas”, sentencia.

Fuente: http://www.economiadigital.es/es/notices/2014/05/de_guindos_el_proceso_concursal_no_puede_ser_una_trituradora_de_empresas_55057.php