Oleada de peticiones a las eléctricas para contratar la ‘tarifa nocturna’: ahorro del 40%

Según ha sabido El Confidencial Digital de fuentes del sector, las principales eléctricas españolas están recibiendo en masa peticiones de clientes para modificar los contratos.

La mayoría, según confirman las propias compañías, están recurriendo a la modalidad de la ‘tarifa nocturna’ para ahorrar en el recibo de la luz. Se trata de una fórmula que establece un precio sustancialmente menor de la luz si el consumo eléctrico se realiza por la noche.

El “periodo valle”, que es como se conoce a este tramo nocturno, se extiende concretamente desde las 22:00 horas hasta las 12:00 horas durante el invierno y desde las 23:00 horas a las 13:00 horas en el verano.

Ahorro del 40% en el recibo de la luz

Según fuentes del sector, utilizar los electrodomésticos y centrar el consumo en esa franja horaria consigue reducir el coste de la factura hasta en un 40%. Sin embargo, es preciso estar atentos, porque hacerlo durante el resto de la jornada puede tener un sobrecoste de hasta el 20%.

Se calcula, por tanto, que el ahorro con esta tarifa puede alcanzar los 180 euros al año, aunque implique un cambio en los hábitos de consumo familiares.

Fuerza a la sustitución de los contadores

Para poder acogerse a esta tarifa, los consumidores deben solicitar a su compañía distribuidora la colocación de un contador que permita distinguir a qué horas realiza su consumo. Esto obliga a la reprogramación del contador y, si éste es antiguo, forzará a la eléctrica a la sustitución de éste por uno de los nuevos “inteligentes”.

Por otro lado, si una vez contratada esta modalidad, los usuarios comprueban que no realizan la mayor parte del consumo durante el periodo valle, pueden volver sin problema y gratuitamente al sistema de tarificación anterior.

Oficinas desbordadas de solicitudes

Tal y cómo ha constatado ECD, este escenario ha provocado que en las oficinas de las compañías eléctricas no den abasto en estas fechas para atender a ciudadanos que piden rebajas en el recibo de la luz, especialmente revisar si el consumo se focaliza en las franjas horarias más baratas para que les resulte rentable acogerse a esta modalidad.

Los usuarios tampoco entienden que tengan que asumir en su factura el déficit arrastrado de las tarifas eléctricas. Y así se lo transmiten a las grandes compañías en las quejas que les están haciendo llegar a través de los servicios de reclamación habilitados al efecto.

Alternativa a bajar la potencia contratada

Acogerse a la ‘tarifa nocturna’ se ha convertido ahora en la alternativa a solicitar bajar la potencia contratada porque, según explican las eléctricas, supone una opción mucho más segura para los usuarios que temen a la larga tener problemas con la instalación eléctrica de su hogar.

Tal y cómo se contó en ECD, las principales eléctricas españolas recibieron, a lo largo del pasado año, peticiones masivas para modificar los contratos.

La razón: la mayoría de los clientes detectaron que contaban con más potencia instalada en sus hogares y empresas de la que realmente necesitan y eso les penalizaba en la factura eléctrica, especialmente con la escalada del precio de la luz experimentada en el último año.

Esta situación se produce, explican, porque los usuarios ya no puedan esquivar la subida reduciendo el consumo. Las nuevas tarifas bajan el precio de la energía utilizada, pero aumentan la parte fija, que por tanto no depende directamente del consumo del usuario.

Fuente: http://www.elconfidencialdigital.com/dinero/Oleada-peticiones-electricas-contratar-nocturna_0_2415358470.html