El Gobierno da luz verde a compra de armamento por 3.700 millones

El Consejo de ministros ha dado luz verde a cuatro programas de compra y ampliación de pagos de material de defenda por un valor global de 4.500 millones de euros.

El Gobierno dió luz verde para para modificar los perfiles de financiación de los programas ‘Eurofighter 2000’ y ‘A400M’. En el primero de los programas, se autoriza a suscribir un suplemento de gasto de 1.375,2 millones de euros, cantidad de la cual el Consejo de Ministros ha aprobado el gasto de financiación por un importe de 796,3 millones. La cantidad autorizada ahora se entiende como contribución a la agencia internacional de la OTAN encargada de la gestión de los programas Tornado y EF 2000 (NETMA), para financiar el apoyo logístico integrado del programa.

Por su parte, en el programa ‘A400M’ ha aprobado un aumento en las anualidades de financiación de este programa hasta el año 2029, y el aumento del gasto por un importe de 2.266 millones de euros El acuerdo del Consejo de Ministros pretende modificar el número de anualidades y los importes de las mismas con el objeto de adecuar los perfiles de financiación del programa ‘A400M’. El reajuste comprende una minoración en los importes de los ejercicios 2014 a 2018 y, por otra parte, supone un aumento tanto el número de anualidades, ocho de 2022 a 2029, como del importe. 

Además ha autorizado  firmar un contrato de adquisición de un sistema de defensa aérea procedente de material Surplus del Ministerio de Defensa alemán, poco antes del despliegue de una batería Patriot de antimisiles balísticos en la frontera sur de Turquía.

El objeto de este acuerdo es la adquisición de un sistema consistente en una central de operaciones de la central de control e información (ICC) y dos baterías de 40 misiles, vehículos portadores, equipos de comunicaciones y elementos complementarios de logística y mantenimiento, todo ello procedente de material Surplus del Ministerio de Defensa alemán, mediante un acuerdo gobierno a gobierno.

En 2004 el Ejército de Tierra adquirió una batería Patriot dotada de un radar, un centro director de fuegos (ECS) y ocho lanzadores con capacidad cada uno para cuatro misiles, incluyendo misiles con capacidad antimisil. Sin embargo, esto no incluyó la central de control e información (ICC), necesaria para la integración de la batería en el sistema de defensa aérea y/o antimisil, ni los sistemas de comunicaciones necesarios para el enlace entre el ESC y la ICC, que cubren con seguridad el área en sus 360 grados.

La duración del contrato es de cinco años, por un importe estimado de algo más de 41 millones de euros, con una financiación que se distribuye en cinco anualidades con un importe de 489.348 euros y 16,2 millones de euros para 2014 y 2015, respectivamente, y una misma cantidad de 8,1 millones de euros para 2016, 2017 y 2018.

Finalmente el consejo  ha aprobado  la adquisición de munición de cartuchería de calibre 5.56×45 durante cuatro años y una posible prórroga de otros dos por importe de 40,8 millones de euros.

Según el Gobierno, esta fórmula de contratación permitirá un ahorro del siete por ciento sobre el importe de los siete años anteriores gracias a la centralización de la compra en lugar de la adquisición fraccionada por Ejércitos vigente hasta la actualidad.

La munición objeto de este acuerdo se reparte entre cinco lotes de cartuchos ordinarios –trazadores, eslabonados, de fogueo y de fogueo eslabonado– por un importe estimado de 40,8 millones de euros, IVA incluido. `

Fuente: http://com.cincodias.feedsportal.com/c/33500/f/624601/s/4129e257/sc/29/l/0Lcincodias0N0Ccincodias0C20A140C120C0A50Ceconomia0C141780A26790I2436460Bhtml/story01.htm