Consejos para un mayor cuidado de la piel

●     Los baños y las duchas deben ser de la menor duración posible, siempre con agua templada (ni muy fría ni muy caliente, puesto que pueden debilitar la piel).

●     Utiliza gel suave para no quitarle la hidratación a tu piel. También puedes usar aceites de baño u otros productos similares para mantenerlo, como los que puedes encontrar de la marca Neostrata. En ese sentido los baños de espuma están muy contraindicados, ya que debilitan la hidratación y nutrición de la piel.

●     A la hora de secarte al salir de la ducha no frotes la toalla contra tu piel, sécate mediante toques de forma suave.

●     Hidrata con cremas cualquier parte de tu piel que esté más seca de lo normal, como los codos o las rodillas. Antes de acostarte se recomiendo usarlas para la reparación nocturna.

●     Durante los meses de invierno intenta evitar que tu casa esté por encima de los 24ºC, ya que significa que el ambiente estará más reseco, lo que afectará a tu piel de forma negativa. Puedes usar humidificadores o similares para refrescar un poco el ambiente.

●     Usar una sauna es algo muy bueno para la piel, ya que elimina toxinas y reactiva el riego sanguíneo.

●     Beber dos litros de agua al día ayuda a mantener el buen aspecto de la piel.

Siempre ten en cuenta que hay muchos tipos de piel, por lo que a la hora de elegir productos de hidratación debemos coger los que se adapten más a nuestro tipo, ya sean pieles grasas, mixtas o secas.

●     Las pieles secas requieren cremas de texturas más ricas.

●     Las pieles mixtas y grasas requiere cremas más fluidas y de fácil dispersión.

Fuente: http://www.elconfidencialdigital.com/la_buena_vida/cuidate/Consejos-mayor-cuidado-piel_0_2934306547.html